Recetas

Caldereta de Cordero Caldereta de Cordero

22 septiembre , 2021

Caldereta es el nombre que reciben diferentes platos tradicionales en España. Son guisos basados en una reducción de agua, aceite y/o vino con carne o pescado, así como verduras. Tradicionalmente considerados “de pobre” por su sencillez, su nombre responde a que antiguamente se cocinaban en grandes calderos puestos al fuego largas horas, de los cuales salían generosas raciones. Solían elaborarse en la calle, al aire libre y con ocasión de festividades locales, costumbre que aún pervive en muchos pueblos. Esta receta de caldereta de cordero, es quizás de las más populares y apreciadas, más aún en las frías noches invernales de Castilla.

INGREDIENTES (4 personas)

1 Kg. de pescuezo de cordero

1 cebolla grandecita

1 pimiento rojo

4 patatas

2 zanahorias

1 L. de caldo de carne

100 gr. de guisantes

100 gr. de salsa de tomate

1 hoja de laurel

1 ramita de tomillo

2 dientes de ajo

1/2 vaso de vino blanco

Aceite de oliva VE de DEM

Sal y pimienta

Perejil

 

PREPARACIÓN

Cuando vayamos a la carnicería le pedimos al carnicero que nos dé un buen trozo de cordero tierno (el de EL MILAGRO lo es) para preparar una caldereta de cordero y que de paso nos lo corte en trozos pequeños. A mí personalmente me gusta mucho la zona del pescuezo o cuello, por que es muy tierna y jugosa.

Mientras se calienta el aceite en una cazuela, salpimentamos las tajadas del cordero. Doramos los trozos de carne y reservamos.

Quitamos un poco de aceite de la cazuela (ya que el cordero soltará algo) y pochamos la cebolla junto con los ajos picados en ella.

Añadimos a la caldereta de cordero el pimiento cortado en juliana, los tomates sin piel y picados, sazonamos, incorporamos a la sartén el laurel, el tomillo y el perejil, removemos y dejamos que se mezclen los sabores durante cinco minutos a fuego suave.

Después incorporamos el vino blanco junto con el caldo que tendremos caliente, removemos, añadimos los trozos de cordero, tapamos y dejamos cocer durante media hora a fuego lento.

Cuando pase este tiempo añadimos a la caldereta de cordero las patatas peladas y en trozos regulares junto con los guisantes y la zanahoria cortada en rodajas no muy gruesas, probamos el punto de sal y si esta bien, tapamos y dejamos cocer otros veinte minutos.

Si el caldo te queda muy ligero se puede espesar con un poco de patata del guiso machacada o bien con un poco de harina de maíz disuelta en un poco de leche.

Caldereta es el nombre que reciben diferentes platos tradicionales en España. Son guisos basados en una reducción de agua, aceite y/o vino con carne o pescado, así como verduras. Tradicionalmente considerados “de pobre” por su sencillez, su nombre responde a que antiguamente se cocinaban en grandes calderos puestos al fuego largas horas, de los cuales salían generosas raciones. Solían elaborarse en la calle, al aire libre y con ocasión de festividades locales, costumbre que aún pervive en muchos pueblos. Esta receta de caldereta de cordero, es quizás de las más populares y apreciadas, más aún en las frías noches invernales de Castilla.

INGREDIENTES (4 personas)

1 Kg. de pescuezo de cordero

1 cebolla grandecita

1 pimiento rojo

4 patatas

2 zanahorias

1 L. de caldo de carne

100 gr. de guisantes

100 gr. de salsa de tomate

1 hoja de laurel

1 ramita de tomillo

2 dientes de ajo

1/2 vaso de vino blanco

Aceite de oliva VE de DEM

Sal y pimienta

Perejil

 

PREPARACIÓN

Cuando vayamos a la carnicería le pedimos al carnicero que nos dé un buen trozo de cordero tierno (el de EL MILAGRO lo es) para preparar una caldereta de cordero y que de paso nos lo corte en trozos pequeños. A mí personalmente me gusta mucho la zona del pescuezo o cuello, por que es muy tierna y jugosa.

Mientras se calienta el aceite en una cazuela, salpimentamos las tajadas del cordero. Doramos los trozos de carne y reservamos.

Quitamos un poco de aceite de la cazuela (ya que el cordero soltará algo) y pochamos la cebolla junto con los ajos picados en ella.

Añadimos a la caldereta de cordero el pimiento cortado en juliana, los tomates sin piel y picados, sazonamos, incorporamos a la sartén el laurel, el tomillo y el perejil, removemos y dejamos que se mezclen los sabores durante cinco minutos a fuego suave.

Después incorporamos el vino blanco junto con el caldo que tendremos caliente, removemos, añadimos los trozos de cordero, tapamos y dejamos cocer durante media hora a fuego lento.

Cuando pase este tiempo añadimos a la caldereta de cordero las patatas peladas y en trozos regulares junto con los guisantes y la zanahoria cortada en rodajas no muy gruesas, probamos el punto de sal y si esta bien, tapamos y dejamos cocer otros veinte minutos.

Si el caldo te queda muy ligero se puede espesar con un poco de patata del guiso machacada o bien con un poco de harina de maíz disuelta en un poco de leche.

Posts relacionados